Cómo optimizar tu dieta en la oficina

13/01/2021

Cómo optimizar tu dieta en la oficina

Uno de los propósitos más comunes al comenzar cada año es el de seguir una alimentación más saludable, que nos ayude a luchar contra los excesos navideños y a llevar una rutina diaria mucho más sana. Pero más allá de adelgazar, una alimentación equilibrada puede ayudarte a mejorar tu productividad y lograr más concentración en tus tareas diarias. Te explicamos todos los trucos paso a paso.

La energía es clave, escoge tus alimentos

Muchos dietistas aseguran que es necesario comer 5 veces al día para fomentar la productividad a través de pequeñas porciones de alimentos que nos den la energía necesaria para rendir mejor. No obstante, de cara a evitar la sensación de cansancio tras las comidas, hay ciertos alimentos por los que debemos apostar como las verduras y la pasta, mientras que es conveniente evitar otro tipo de alimentos más altos en grasa durante las comidas.

La nutricionista y psicóloga Itziar Digón divide los alimentos clave para rendir más y mejor en dos grupos. El primero son los pro-energía como los frutos secos, la fruta y los cereales integrales. Estos nutrientes aportan de manera conjunta fibra y grasas buenas alargando el aporte de energía en el tiempo. Por otro lado, están los pro-rendimiento que son aquellos que aportan hidratos de carbono de absorción lenta, como pueden ser los vegetales, que aseguran de forma prolongada la glucosa, uno de los nutrientes más esenciales para conseguir un buen funcionamiento del cerebro.

Pero además de fijarnos en los alimentos es fundamental que no olvidemos hidratarnos en todo momento. Asegurarnos de tener una botella de agua al lado y beber de forma continuada durante el día, nos ayudará no solo a estar más concentrados sino, sobre todo, a evitar confundir la sed, con el hambre.  

¿Cómo organizar los horarios y los espacios de la comida?

Los horarios también son uno de los pilares claves para seguir una buena alimentación que mejore nuestra salud mental. ¿Cuáles son los mejores momentos? Expertos recomiendan adaptar los horarios de comidas a los ritmos circadianos ya que, a ciertas horas, el metabolismo se ralentiza y otras se acelera de acuerdo con las horas con más luz u oscuridad. Por ello, lo más recomendable seria desayunar antes de empezar a trabajar para tener los nutrientes necesarios para tener energía, comer un snack saludable a media mañana (frutos secos o fruta), comer a las 13:00h, merendar y finalmente cenar 5h antes de irnos a dormir.

Dónde comer también es un aspecto clave para conseguir un buen rendimiento, ya que es importante que relacionemos esta actividad con un momento de descanso y desconexión.  Para ello, alejarte del escritorio o de tu zona habitual de trabajo es la mejor opción, buscando aquellas áreas en las que se pueda descansar como jardines interiores, parques o zonas amplias de descanso, donde podamos disfrutar de la comida y reducir el estrés antes de volver al trabajo.

Ayuno intermitente, ¿es compatible con mi actividad laboral?

El ayuno intermitente es una dieta que está cada vez más de moda y no paramos de ver ejemplos en nuestras redes sociales de personas que la siguen, pero ¿en qué consiste esta dieta y cómo podemos combinarla con nuestra actividad en la oficina? El ayuno intermitente es una técnica que consiste en concentrar todas las comidas dentro de una franja horaria determinada para que el cuerpo “descanse” y pueda digerir mejor los alimentos. Los expertos del tema aseguran que cuando tenemos hambre tendemos a estar más activos, pero para hacerlo, es muy importante seguir una buena alimentación en los momentos permitidos. Cabe destacar la importancia de sentirse bien para trabajar de forma cómoda.

Para aplicar esta técnica a nuestros horarios de oficina, lo importante es que la franja escogida para realizar las comidas coincida con el mediodía y el anochecer. A la hora de la comida se deben seguir las recomendaciones anteriores en cuánto a horarios y tipo de alimentos, ya que estos son los más adecuados para fomentar la productividad.

Si finalmente estás convencido de que este año conseguirás la dieta saludable que te has propuesto, estas son algunas de las recomendaciones que te ayudarán además a tener una jornada laboral más productiva, cómoda y agradable. 

Més articles de Colonial